miércoles, diciembre 25, 2013

DESPUES DEL TSUNAMI

Despues de una gran tragedia con miles de fallecidos es "habitual" que el lugar de los hechos quede impregnado por alguna clase de energia producida por los fallecidos,o al menos eso dice una de las teorias de quienes defendemos la parapsicologia.es decir,una impronta o desencadenante.

Japón,11 de marzo de 2011,de nuevo el número 11 está detras de una tragedia,un terremoto de 9 grados en la escala Richter produce un devastador tsunami que arrasó el noreste del país y causó más 18.500 muertos y desaparecidos, además de la crisis nuclear en Fukushima.

tras aquello,quedó silencio,destruccion e historias sobre apariciones fantasmales,



son cientos de personas que aseguran haber tenido experiencias paranormales desde el terrible tsunami que arrasó el pacifico aquel tragico dia,

los japoneses hay que decir,que tenien una peculiar vision de los fantasmas,creen ciegamente en su
existencia,algunos dicen que todo japones se enfrenta a us espiritus.

personas deambulando sin rumbo que de repente desaparecen,lamentos desalantadores,gritos de terror y angustia,son comunes entre muchas localidades arrasadas por el tsunami,aunque el testimono que mas me ha impresionado es el de un taxista,que recoge a una anciana,la señora le da una direccion,el taxista cae en la cuenta,deq ue esa direccion ya no existe,que fue destruida por el tsunami,y solo queda dwesolacion y escombros,cuano el taxista se gira para informar a la señora de que alli no queda nada,en el asiento,no hay nadie.

barco fantasma japones,encontrado navegando en canadá
aunque quizas lo mas sosrprendente de esto,es la increible casualidad sobre la pelicula japonesa rodada en 2008 y estrenada en 2009  "el ultimo dia" una pelicula que narra un gran tsunami que arrasa en japon

otra casualidad es que Benjamín Solari Parravicini (el nostradamus argentino) predijo la catástrofe que sucedió en Japón del 11 de marzo de 2011, mucho antes de que sucediera, en el año 1939, en uno de sus cientos de dibujos premonitorios que realizó, y de los cuales muchos aseguran se cumplieron.

 en el dibujo del desastre nuclear de Fukushima se representa la Isla de Japón como un muerto con una cara impactante, delgada y de razgos orientales, rodeada de líneas que pueden ser el agua de mar, y sobre ésta la palabra Japón.

En lo que sería la costa este, precisamente en la ubicación del epicentro del terremoto del 11 de marzo 2011, se ve un punto rodeado por una sucesión de círculos concéntricos que se pueden explicar como la bibración del terremoto. Justo arriba a la izquierda, en la zona terrestre de la isla, está marcado un circulo con un punto dentro, que parece un ojo. De ahí sale una línea en alto y una señal en espiral; ambos se interpretan como la Central Nuclear de Fukushima y la nube radiactiva respectivamente.

Arriba de la isla, sobre una plataforma -que puede ser el continente-, se ven 2 mujeres y otro que parece hombre, de ojos redondos con marcas sobre la cabeza y halos. Una de estas personas mira hacia la isla con pesar, con los brazos en la cabeza o tapando los oídos. Otra persona, también con túnica y con dos extensiones en las espalda que parecen alas, mira desde su derecha. Detrás, a la izquierda, se ve la parte superior de una tercera persona sin boca, con brazos hacia el cuello u oídos, con una cruz en el pecho.

Un mensaje acompaña este dibujo: “Ruidos de ruidos ensordecerán las alturas. La bomba F”.